La educación en el aula.

Después de quince años de experiencia profesional, y  tras sufrir varios cambios en las sucesivas leyes de educación de los distintos gobiernos, ( como estudiante antes y como padre ahora con hijos en edad escolar), llego a una simple conclusión: lo que proponen la mayoría de gobiernos en educación no cuadra con lo que funciona en el aula.

Tenemos a mi modo de ver,varios problemas. El primer problema es que Occidente ha creído que la educación era un bien ya conquistado  y han dejado de exigir esfuerzo a los alumnos. Se da por supuesto que todos se esfuerzan y no se piden resultados. Hemos llegado a la escuela comprensiva y a la intocable autonomía del alumno. No estoy nada de acuerdo en la nueva pedagogía y abogo por el esfuerzo del alumno y porque el aprendizaje de contenidos, en especial la lengua, ocupen un papel central.

Segundo problema: anteponemos la convivencia, la inclusión. Me explico: este buenismo escolar nos lleva a la inclusión pero no por el conocimiento y el esfuerzo sino porque sí. Si entre un grupo de chicos de 15 años hay muchos con unos conocimientos de 9, no hay método que pueda ponerlos al día y se rompe la famosa convivencia.Para que haya inclusión todo el mundo tiene que aceptar hacer su trabajo.  Si anteponemos la convivencia al aprendizaje se hunde todo. Si mejoramos el aprendizaje, mejoraremos la convivencia.

Habría que preparar a los niños muy bien en primaria, estableciendo buenas costumbres de trabajo con apoyo inmediato al alumno que lo necesita para que no acumule retraso.

Es imprescindible asegurarse de que entran en el bachillerato con unas bases bien asentadas, porque a partir de ahí, si los alumnos se perciben como malos alumnos, la repetición no suele dar buen resultado.

Los niños que van atrasados en primaria, deberían tener claro que no pasaran de curso si no se saben las materias y volver a los controles. Necesitan nuestros alumnos refuerzo real en la escuela, y organizar una escuela de verano obligatoria para los que van atrasados. Parece duro,pero lo peor es sentirse excluido intelectualmente, no entender lo que dicen los otros. Si no llegan al segundo ciclo sabiendo leer de manera fluida y no tienen un conocimiento del mundo, están completamente perdidos en el entorno educativo, en su mundo privado, y lo estarán en el laboral.

No exagero. Para muchos adolescentes una película sobre la Guerra Mundial es una película de tiros. Su mundo es muy reducido: programación infantil, entretenimiento, películas de acción y videojuegos; el resultado es que son totalmente ignorantes de todo lo que está fuera de su barrio.

Sin un lenguaje estructurado  no puedes avanzar. Las palabras son tu instrumento de trabajo, si no lees no consigues dominarlo y entiendes menos de lo que ves y de lo que oyes. El gusto por la lectura es uno de los índices más claros de éxito académico, muy por encima del nivel sociocultural. Se trata de trabajar la calidad en la enseñanza y del aprendizaje dentro del aula.

La educación no debería ser una cuestión política.

Lo más importante es que los niños tengan vocabulario y conocimientos, y para eso escuela y padres deben estar de acuerdo y fortalecer la lengua materna, así es más fácil aprender el otro idioma, pero como materia.

En Occidente se invierte mucho más dinero en educación que en los paises asiáticos y ellos obtienen mejores resultados. Hay que invertir en educación. Hay que atraer a  buenos profesores, pagarles bien, y recuperar su autoridad. En la docencia lo mas importante es la persona. De un buen profesor no te olvidas jamás.

 

P. Casalta. Noviembre 2011.

 

 

 

2 thoughts on “La educación en el aula.

  1. AcompaÃ�±ar al alumno en el proceso de adquisiciÃ�³n de habilidades argumentativas (quÃ�© digo, por quÃ�© lo digo, cÃ�³mo lo digo) es una asignatura pendiente en prÃ�¡cticamente todas las reformulaciones educativas que se hacen desde nuestros gobiernos (probablemente porque \\»objetivamente\\» son temas difÃ�­ciles de evaluar y al final las notas son las que nos ponen en los rankings). Fomentar nuestras capacidades para expresarnos y que se nos EXIJA explicaciones por aquello que decimos y hacemos es fundamental para aprender a ser personas… Lo demÃ�¡s es repetir como loros, vomitar lo memorizado en un examen y olvidar que la coherencia es lo que nos hace personas de valÃ�­a. Nuestro sistema de educativo tiene mÃ�¡s bien poco.

  2. Gracias por tu participación , Guillermina. Totalmente de acuerdo. Nada que añadir. ¡Un saludo!.

Deja una respuesta